Las Mercedes…

3658555-woman-silhouette-with-black-hair-tile

Eran dos, la primera delicada y hermosa como una flor, la segunda, toda una diosa de ébano, aguerrida. Ellas eran las más envidiadas por todos los chicos del pueblo, por ser las mejores, perfectas, casi infalibles. Cada vez que había un evento, las Mercedes eran las triunfadoras, por su inteligencia, dedicación, constancia, por ser las mejores y haber trabajado duro para ello.

Ellas ganaban todas las pruebas que les ponían, nadie podía contra ellas; al principio la diosa de ébano estaba imparable, ganaba todo, era aclamada por todo el pueblo, decían que no dejaría para nadie, y entonces la envidia y competencia se apoderó del alma pura de la Mercedes hermosa como una flor, se dio cuenta de que si se quiere llegar lejos en la vida hay que ser más rápido que los demás y más teniendo las armas para conseguirlo, “las niñas buenas no llegan a ningún lado” – se dijo, mientras se quitaba su hermoso vestido color rosa.

Un día, durante el evento más glamuroso del pueblo, ella apareció con un vestido plateado y su pelo suelto, estaba decidida a ganar, lo tenía todo: belleza, inteligencia, elegancia. Su hermana, la diosa de ébano, al verla tan esplendorosa sintió muchos celos y comenzó a hacer comentarios fuera de lugar sobre su persona, pero a mercedes eso no le importaba. Era el momento del evento y todos estaban abrumados ante la perfección de tales chicas, todos querían ser como ellas, todos las querían a ellas. Pero durante el desfile, de repente algo extraño ocurrió, la diosa de ébano se cae en frente de todos y eso le impidió ser la mejor; ella hecha una furia alega que su hermana le metió el pie y la ha hecho caer, pero nadie le cree, “los celos le están haciendo perder la cabeza” – alega la multitud y nada pudo ensombrecer el radiante día de su hermana.

Intrigas, comentarios, fueron y vinieron, hasta que sus padres tuvieron que conversar con ellas para calmarlas: “son hermanas, si siguen peleadas nos perjudicarán, juntas son más fuertes y nadie podrá contra ustedes”; las chicas hicieron las paces y se fueron a su próximo evento. En este se cumplió el sueño del resto: las mercedes no fueron tan perfectas, se sintieron un poco indispuestas y todos estaban felices por eso, aunque la felicidad les duró poco tiempo, porque en el próximo evento las mercedes volvieron, siendo la hermosa como una flor la mejor de nuevo, y su hermana detrás, como ha venido sucediendo desde hace algún tiempo; la diosa de ébano no está feliz, sabe que es mejor que ella, tal vez no más hermosa pero sí más habilidosa, pero le falta controlar sus emociones y no ser tan impulsiva.

Y todavía faltan líneas por escribir sobre esta historia que aún no ha acabado, todos los chicos del pueblo esperan la mínima oportunidad para atacar, pero es difícil, a las mercedes no hay nadie que se les iguale, o no por los momentos, sin duda alguna la lucha por ser la mejor quedará entre estas dos hermanas ¿Quién ganará? En pocos meses lo sabremos.

Anuncios

4 comentarios en “Las Mercedes…

  1. Pero “ella delicada y hermosa como una flor” también hizo la listilla para mi …luego el pueblo esta de su parte,,,ha nacido y crecido allí..todos las conocen desde pequeña y apuestan por ella..Pero estoy seguro que “ella de ébano” con su tremendo carisma sabrá conquistar el pueblo otra vez…Me acuerdo aún hace unos eventos cuando todos estaban de su parte..Esto es así..son hermanas pero las dos lucharan hasta el final para levarse la pala de la mas bella de pueblo 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s